AMDG: 7 jesuitas responden qué significa para ellos

Aparecen en varios sitios y orientan la vida de miles de jesuitas y de personas afines a la Compañía de Jesús en todo el mundo, pero muchos desconocen qué significa AMDG (Ad Maiorem Dei Gloriam en latín o A mayor Gloria de Dios en español).

Desde Aleteia hemos preguntado a varios jesuitas de distintas partes del mundo cómo resuenan estas siglas en su vida. En Roma, este lema jesuita se puede apreciar en el techo de la iglesia de san Ignacio. El día de san Ignacio es el 31 de julio.

1. Alberto Ares, responsable pastoral social jesuitas en España

Significa vivir desde el agradecimiento. El Magis es algo que impregna toda la vida de un jesuita: no significa una mirada voluntarista o competitiva por hacer más cosas, más importantes o un perfeccionismo malsano.

Uno siente tal agradecimento por “tanto bien recibido”, que la vida se convierte en una acción de gracias con nuestras palabras y nuestras obras.

El exceso y la desproporción que uno siente -como los enamorados-, lleva a que mi vida sea una continua acción de gracias, que no se conforma con sucedáneos, o con el mero hacer, sino que busca el mayor servicio, “en todo amar y servir”.

El Magis brota de un agradecimiento por tanto bien recibido y focaliza de tal modo la vida, que se convierte en el leitmotiv de la existencia, en un “compañero de camino”.

2. Josep Maria Benítez, historiador y ex decano de la Facultad de Historia Eclesiástica de la Pontificia Universidad Gregoriana de Roma

Dar gloria a Dios ya viene del cántico Gloria in Excelis Deo. Es san Pablo quien mejor lo explicita teológicamente.

Lutero y san Ignacio de Loyola, coetáneos y rompedores con las rutinas teológico cultuales y litúrgicas, también se refieren a ello. Lutero, con la “Soli Deo Gloria” que san Ignacio explicita con más énfasis con esta expresión de total finalidad del hombre de vivir y hacer todo “para la mayor gloria de Dios”.

Por ello se comprende que, aplicado a los jesuitas, estas palabras se toman como lema de la Compañía por el uso recurrente de esta propuesta ideal contenida ya en la dialéctica de sus Ejercicios Espirituales.

Formulación que san Ignacio usa en sus escritos, tanto en las Constituciones como frecuentemente en sus cartas.

3. Joan Bober, joven jesuita

Es para mí un recordatorio a confiar y no calcular tanto. Es Dios quien nos inspira, ¿no? Pues lancémonos por Él, que con su amor gratuito no calcula, no piensa en resultados, sobreabunda siempre y quiere a quien más lo necesita.

Para mí es un resumen del Principio y Fundamento de los Ejercicios, porque sacude los miedos y te hace optar. Por sobre de todo, lo que Él quiera, porque será lo mejor.

4. Claudio M. Burgaleta, rector de la Comunidad Saint Peter’s en Jersey City, USA

AMDG me recuerda a los Ejercicios Espirituales y al ideal del magis o del “más” que propone san Ignacio de Loyola.

Este “más” es excelencia, generosidad y respuesta amorosa a la que estamos invitados y tiene su génesis en la primera semana de los Ejercicios Espirituales cuando nos damos cuenta más profundamente de que somos pecadores amados más allá de lo comprensible, como el mismo san Ignacio vio en la cueva de Manresa.

5. James Martin, SJ, editor de la revista America, USA

Es importante ver que AMDG es “para mayor Gloria de Dios”, no para la gloria de ninguno de nosotros, menos todavía para mí.

En todo lo que hago intento preguntarme: ¿lo estoy haciendo para la Gloria de Dios o para la mía? Es siempre una pregunta clarificadora que me ayuda a estar lejos de hacer cosas equivocadas y de perseguir fines erróneos.

6. Paul Soukup, SJ, Universidad Santa Clara, California, USA

Es sin duda la palabra de la Compañía de Jesús y una guía para nosotros en escoger ministerios, en tomar decisiones y en vivir nuestra vida. Buscamos la mayor Gloria de Dios.

Si todos buscan a Dios y cumplir su voluntad, los jesuitas lo hacemos y entre las opciones escogemos la que conduzca hacia una mayor gloria de Dios.

Nos sirve como recordatorio: Dios siempre está antes y es el factor en nuestras decisiones, institucionales o personales, que sirve como corolario a la idea de san Ignacio de buscar a Dios en todas las cosas.

7. Pau Vidal, catalán en Sudán del Sur
Para mí AMDG está íntimamente ligado a lo que decía san Ireneo: “La Gloria de Dios es que el hombre viva”. En el contexto en el que vivo en Sudán del Sur, añadiría también: “Y que viva en paz y justicia”.

Let's block ads! (Why?)

Etiquetas:
Reacciones:

Publicar un comentario

Su mensaje será revisado antes de publicarse. Contenido ofensivo o agresivo será eliminado. No es un sitio de debate sino de formación religiosa y evangelización.

[facebook][blogger]

Diocesis de Celaya

Forma de Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.
Javascript DesactivadoPor favor, active Javascript para ver todos los Widgets