728x90 AdSpace

Artículos
lunes, 5 de noviembre de 2018

“Desatan” el Evangelio en Detroit

La metáfora, por sí misma, es muy efectiva: hay que “desatar” aquello que está atado y que hace al ser humano más libre, más perfecto, más humilde y mejor ciudadano: el Evangelio, la Palabra de Dios.

Ese es el sentido último de la campaña organizada por la arquidiócesis de Detroit (en el Estado de Michigan, Estados Unidos) mediante el movimiento misionero que ha denominado, justamente, “Desata el Evangelio” (“Unleash the Gospel”)

Cerca de 550 voluntarios del área de Detroit fueron enviados a cada parroquia este fin de semana para presentar la próxima fase del movimiento misionero en la arquidiócesis.

Transformación espiritual

Lo que comenzó como un grito de guerra para la arquidiócesis de Detroit se está convirtiendo, lentamente, en un movimiento misionero de pleno derecho, inspirado por la carta pastoral de 2017 del arzobispo Allen H. Vigneron.

En esa carta, el prelado estadounidense habló sobre la transformación misionera de la arquidiócesis, con la intención de ayudar a los fieles a continuar en lo que los líderes diocesanos llamaron “un viaje de transformación y renovación espiritual centrado en Jesús y en el mensaje del Evangelio que cambia la vida”. Los voluntarios fueron enviados a las 218 parroquias de la arquidiócesis, comisionados para alentar a los feligreses a asumir la misión de renovación a través de un desafío de seis días.

El desafío, que incluye un componente digital, les pide a los católicos que dediquen cinco minutos por día a aprender y orar sobre lo que significa ser una Iglesia en misión, una Iglesia en salida, llena de discípulos misioneros y alegres.

“Hemos escuchado al Espíritu Santo hablar claramente del plan misionero de Dios para nuestra arquidiócesis. Estamos llamados a regresar a la misión original de la Iglesia y a compartir las buenas nuevas del Evangelio, a desatar el Evangelio, en todo el sureste de Michigan. y más allá”, dijo el arzobispo Vigneron en un comunicado.

Caminar juntos

“Es con un espíritu renovado de esperanza y fe en el Señor Jesús que invito a los fieles de la arquidiócesis a abrazar esta misión y caminar con nosotros este camino hacia el reino de Dios”, dijo monseñor Vigneron.

En el núcleo de la iniciativa, que sigue al sínodo arquidiocesano de 2016 sobre la evangelización, está la necesidad de hacer que el mensaje de salvación sea accesible y esté disponible para una cultura que a menudo parece haber olvidado a Jesús, dijo el padre Stephen Pullis, director arquidiocesano de evangelización, catequesis y escuelas católicas.

“‘Desata el Evangelio’ es realmente un movimiento misionero del Espíritu Santo que busca invitar a las personas a considerar cómo Dios podría estar activo en nuestra era”, dijo el padre Pullis.

El sacerdote estadounidense añadió: “No basta con decir, simplemente, que creemos en Cristo. Necesitamos equipar a los evangelizadores e invitar a las personas a que se vuelvan felices, a ser discípulos misioneros; aprender a compartir ese mensaje con los demás”.

En cierto sentido, explicó Pullis, el movimiento trata de regresar a las raíces de la iglesia de proclamar el “kerygma” o el mensaje inicial y básico de salvación: los seres humanos fueron creados a imagen de Dios, el hombre y la mujer traicionaron la amistad de Dios a través del pecado, y Jesucristo fue enviado a reparar esa relación a través de su muerte salvadora y su resurrección.

Un verdadero movimiento

La iniciativa también fue diseñada para enseñar a las personas a vivir ese mensaje básico de salvación como algo verdadero, que incluye compartir el Evangelio con otros.

La arquidiócesis planeó hacerlo a través de un esfuerzo múltiple que incluye una revisión de la forma en que la Iglesia se comunica y se relaciona con los fieles, dijo Edmundo Reyes, director de comunicaciones en Detroit.

“‘Desatar el Evangelio’ es un movimiento”, dijo Reyes. “Piense acerca de lo que es un movimiento. En su núcleo, un movimiento es cuando algo está mal y debe estar bien, y suficiente gente lo sabe y está dispuesta a hacer algo al respecto”.

Reyes dijo que parte del desafío es ayudar a las personas a ver “Desatar el Evangelio” no como una carta pastoral, que inevitablemente envejecerá con el tiempo, sino como una transformación de la arquidiócesis dirigida por el Espíritu Santo.

“Esa es la diferencia entre una carta pastoral y un movimiento: lees una carta pastoral, pero te unes a un movimiento”, dijo. “Un movimiento se hace más fuerte a medida que más personas se unen. Necesitamos avanzar”.

Con información de CNS y OSV Newsweekly

Let's block ads! (Why?)

  • Comentarios Web
  • Comentarios Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario

Su mensaje será revisado antes de publicarse. Contenido ofensivo o agresivo será eliminado. No es un sitio de debate sino de formación religiosa y evangelización.

Articulo Revisado: “Desatan” el Evangelio en Detroit Puntaje: 5 Reviesado por: Hermanos Franciscanos