MENSAJE DE PASCUA 2019: “Luz para los demás en los momentos de densa oscuridad.”







Mensaje de Pascua 2019
Excmo. Sr. Mons. Benjamín Castillo Plasencia
Obispo de la Diócesis de Celaya.

“Luz para los demás en los momentos de densa oscuridad.”

Mensaje que dirige a todo el Pueblo de Dios que peregrina en esta Diócesis de Celaya y a todo hombre de buena voluntad.

        Es un día de fiesta, celebramos el triunfo del Señor, el día del cumplimiento del proyecto amoroso de Dios para con nosotros, es el triunfo en que Cristo el Hijo de Dios hecho hombre se convierte en motivo de salvación para nosotros, el Hijo de Dios se encarnó en la virgen María para tener un cuerpo que ofrecer por nosotros; el hombre que desde el principio había roto con Dios vuelve a ser reconciliado.
 Nosotros al participar en la Pascua nos unimos a Cristo a través del Bautismo para participar de ese triunfo, celebramos en este día el Bautismo que es el sí que damos desde nuestra fe, el sí que damos a Cristo nos unimos a él y nos hacemos con él creaturas nuevas.
 “No está muerto ha resucitado” y cuando se presentó ante los Apóstoles y los saludo llevándoles la paz y dándoles el envío “Como el Padre me envió así los envío Yo a ustedes”. Nos invita a ser mensajeros de ese triunfo de Dios, de ese triunfo de Cristo que nos ha reconciliado. La Buena Noticia fue para aquellos hombres en las circunstancias que vivían, ahora es para nuestras circunstancias, circunstancias de una sociedad rota que tenemos que reconstruir, si somos creaturas nuevas hemos de trabajar por una familia nueva, una sociedad nueva eso significa la resurrección.
El Cirio Pascual que hemos bendecido, celebra nuestra adhesión a Cristo, es vivir como él siendo luz para los demás. Cristo luz del mundo viene a iluminarnos y que también nos hace participes para significar que estamos llamados a ser luz para los demás en estos momentos de densa oscuridad: la pobreza, el crimen, etc. Son tinieblas en nuestro mundo, tenemos los cristianos como luz a Cristo mismo que se encarna en nosotros a través de su Espíritu para que vayamos reconstruyendo todo este tejido comenzando por nuestro corazón, nuestra familia, nuestro barrio; No se va a dar una verdadera Pascua sino la vivimos nosotros con una renovación si no nos consideramos a partir de nuestro Bautismo, la vivencia actual de nuestro bautismo como creaturas nuevas que queremos renovar nuestra vida, renovar  nuestra familia, renovar nuestra comunidad.


“Vivamos deberás llenos de  fiesta una fiesta en el corazón que salga y se exprese en nuestras obras, que seamos luz para nuestra familia, nuestra Sociedad, que no nos quedemos solo en buenos propósitos es necesario trabajar y trabajar comprometidamente. Nuestra Pascua pasa por la cruz por la entrega como Cristo se entregó para poder vivir una vida nueva.”

¡Que vivamos estos cincuenta días llenos de alegría. Y que la acción del Espíritu Santo transforme sus vidas! 

¡Felicidades, Aleluya!

Comisión Diocesana de Pastoral Para La Comunicación



Reacciones:

Publicar un comentario

Su mensaje será revisado antes de publicarse. Contenido ofensivo o agresivo será eliminado. No es un sitio de debate sino de formación religiosa y evangelización.

[facebook][blogger]

Diocesis de Celaya

Forma de Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.
Javascript DesactivadoPor favor, active Javascript para ver todos los Widgets