Fallece por COVID-19 sacerdote designado por el Papa misionero de la misericordia

, 07 Ene. 21 (ACI Prensa).- En la tarde del 6 de enero, cuando la Iglesia celebró la Epifanía del Señor, falleció a causa del COVID19 el P. Roberto Arellano Avendaño, de 75 años, que hacía poco cumplió 50 años de ordenado y que fue asesor de la Renovación Carismática Católica en el Táchira (Venezuela).

“Con tristeza comunico que el P. Roberto Arellano falleció hace pocos minutos en la Policlínica Táchira. Oramos por él”, escribió ayer en su cuenta de Twitter el Obispo de San Cristóbal, Mons. Mario Moronta.

“El Padre Roberto Arellano no fue exorcista pero sí fue uno de los misioneros de la misericordia designados por el Papa Francisco en 2016, no solamente para nuestra diócesis sino en toda Venezuela”, explicó a ACI Prensa el P. Johan Pacheco, Director de Comunicación de la Diócesis de San Cristóbal.

En el año 2016, en el marco del Jubileo de la Misericordia, el Papa Francisco designó a más de mil sacerdotes como misioneros de la misericordia en todo el mundo. Tenían como misión perdonar algunos pecados graves reservados a la Sede Apostólica como la profanación de la Eucaristía, el uso de la fuerza contra el Papa, la absolución de un cómplice en un pecado contra el sexto mandamiento y la violación del secreto de confesión.

El P. Pacheco indicó que las exequias del P. Arellano “se realizarán hoy, 7 de enero, en  Pueblo Hondo (Municipio Jáuregui). Será una ceremonia privada debido  a los protocolos de la pandemia”.

“Fue un hombre dedicado que estaba dispuesto no solamente para la Renovación Carismática, sino en todas la parroquias donde trabajó en comunión con el Obispo y la Iglesia, es un  ejemplo de renuncia a las cosa del mundo”, dijo Mons. Moronta sobre el P. Arellano.

“Si algo puede distinguir al Padre Roberto era que no tenía los criterios del mundo, sabía que estaba en el mundo, pero como luz del Señor y sal de la tierra, y eso él lo entendió muy bien”, agregó el Prelado en una nota de la Diócesis de San Cristóbal.

Tras agradecer la gran amistad con el P. Arellano, el Obispo dijo que “nos anima saber que en el cielo te recibe la gran multitud de los santos, no está solo, ahora el Padre Roberto está con la multitud de los santos del cielo”.

En un video de homenaje compartido en redes sociales se puede ver al P. Roberto Arellano diciendo que “la gente anda con mucho miedo y Jesús quiere que no tengamos miedo, que sepamos mirar nuestras vidas, que descubramos el cariño grande de un Dios por nosotros y que la Jerusalén celestial nos espera. No porque queramos morirnos ya, no. Esperemos. No nos adelantemos, tampoco nos atrasemos. A su debido tiempo todo”.

“Sin Eucaristía no hay Navidad porque toda Eucaristía es una Navidad. En la Eucaristía está el niño Jesús que nos ama mucho y podemos decir con María ‘mi alma proclama la grandeza del Señor’”, agrega el sacerdote en el video al explicar por qué expuso el Santísimo a un grupo de niños.

José Roberto Arellano Avendaño nació el 7 de julio de 1945 en Pueblo Hondo – Municipio Jáuregui (Táchira - Venezuela). Sus estudios de bachillerato, filosofía y teología los realizó en el Seminario Diocesano Santo Tomas de Aquino en Palmira. Fue ordenado sacerdote el 14 de julio de 1970.

Fue formador del seminario diocesano, capellán militar y asesor de la Renovación Carismática Católica. Servía en la Casa de Retiros Betania ubicada en Michelena.

También fue párroco en algunas comunidades como Inmaculada Concepción en La Florida (Cárdenas), San Pedro de Seboruco, San Juan Bosco de Táriba, Divino Redentor y Santísima Trinidad en la ciudad de San Cristóbal.

Etiquetas:
Reacciones:

Publicar un comentario

Su mensaje será revisado antes de publicarse. Contenido ofensivo o agresivo será eliminado. No es un sitio de debate sino de formación religiosa y evangelización.

[facebook][blogger]

Diocesis de Celaya

Forma de Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.
Javascript DesactivadoPor favor, active Javascript para ver todos los Widgets