Arzobispo de Santiago de Compostela invita a acoger la “novedad liberadora del Cristianismo”

, 26 Jul. 21 (ACI Prensa).- El arzobispo de Santiago, Mons. Julián Barrio, presidió la Santa Misa en la solemnidad del Apóstol Santiago, Patrono de España. A la ceremonia asistió también el Rey Felipe VI, que presentó la Ofrenda Nacional en este Año Santo Compostelano.

Durante la homilía, Mons. Barrio aseguró que con “el Apóstol Santiago hacemos memoria de la necesidad de identificarnos con la historia y persona de Cristo, en la búsqueda paciente de la verdad para promover la cultura del cuidado común que nos posibilita comprender la unidad y la historia de los pueblos de España, vertebrada con lo común de todos y lo específico de cada uno”.

El Arzobispo de Santiago de Compostela pidió al Apóstol que “desde aquí resuene la esperanza” y que el Año Santo Compostelano sea “tiempo de gracia, de sanación y de encuentro en el que se nos convoca a cultivar la memoria penitencial para liberar el futuro de las propias insatisfacciones, confusiones o proyecciones”.

Por eso invitó a acoger la “novedad liberadora” del cristianismo “para dar respuestas creíbles a nuestras preguntas, reconociendo que no podemos sustituir la realidad por la ideología en el intento de liberar los asuntos humanos de la propia vulnerabilidad “.

Ante la incertidumbre del futuro, Mons. Barrio animó a ”volver a las raíces”. “En una civilización occidental con el alma mermada, ya surgen no pocas voces de pensadores fuera del cristianismo, que afirman que necesitamos a Cristo. Ciertamente sólo Él da la esperanza para que la vida no se vea condenada a la insignificancia”, aseguró.

“Mi cáliz lo beberéis”. El Apóstol Santiago fue el primero en participar de la Pasión del Señor. Pedimos al Patrono de España el valor de ser testigos de la fe en Jesucristo y de los valores que aporta el Evangelio a la presente sociedad. pic.twitter.com/6Sl8EyqRrS

— Arzobispo Compostela (@arzobispjbarrio) July 25, 2021

Y recordó que la esperanza cristiana es “inseparable del amor solidario”, ya que ejercer la caridad es la manera de hacer creíble que “el amor de Dios que no abandona a nadie”.

Mons. Barrio explicó que sólo “con Cristo podemos afrontar los desafíos antropológicos, sociales y espirituales, animando una profunda renovación cultural cristiana a través de la fraternidad, del esfuerzo, de la austeridad y de la solidaridad”.

Y animó a ser testigos de Cristo, como lo fue el Apóstol Santiago, algo que “nos libera del miedo” e “interpela a los desencantados que han perdido el sentido de la trascendencia, niegan a Dios, y no perciben la diferencia entre el bien y el mal”.

“Es necesario amar lo que hemos de hacer. El individualismo y el egoísmo inspiran actitudes insolidarias y escépticas”, subrayó el Arzobispo.

Mons. Barrio aseguró que “la misión de la Iglesia es llevar a los hombres a Dios, a su destino eterno. Pero no ignora las tareas humanas; para su misma misión espiritual, mueve a sus hijos y hombres de buena voluntad a tomar conciencia de la raíz de los males, y los insta a remediar las injusticias y condiciones deplorables en las que vive mucha gente ”.

También rezó “por las personas que murieron en el accidente de tren [accidente de tren Alvia que tuvo lugar el 8 julio de 2013, en él fallecieron 81 personas y 147 resultaron heridos] y por los que murieron en la pandemia. El arzobispo también pidió que se nos libere lo antes posible de la pandemia y agradeció “la dedicación del personal de salud, y por los que perdieron la vida a causa de violencia irracional”.

Monseñor Barrio concluyó su homilía pidiendo "por la Iglesia en España, por los peregrinos que vienen a venerar tu tumba este Año Santo, y que todos nuestros gobernantes tengan fuerza, generosidad y perseverancia en la búsqueda de la renovación ética y moral de nuestro sociedad".

Dirigiéndose al Rey Felipe VI, ha manifestado que “acojo con beneplácito su ofrecimiento, Majestad, encomendando la intercesión del Apóstol Santiago a todos los pueblos de España, para que podamos mantener una convivencia fraterna sin olvidar nuestras raíces. Que Dios, con tu patrocinio, Santo Apóstol, bendiga a sus Majestades ya toda la Familia Real, siempre sensible a toda realidad que afecta a nuestro pueblo". 

Etiquetas:

Publicar un comentario

Su mensaje será revisado antes de publicarse. Contenido ofensivo o agresivo será eliminado. No es un sitio de debate sino de formación religiosa y evangelización.

[facebook][blogger]

Diocesis de Celaya

Forma de Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.
Javascript DesactivadoPor favor, active Javascript para ver todos los Widgets